lunes, 24 de diciembre de 2012

Sobre la exposición de Louise Bourgeois y sus posibilidades de interés para IES


Por Elena Arribas Sánchez


La Casa Encendida lleva funcionando 10 años en los que se presenta como “un espacio abierto donde se dan desde las expresiones artísticas más vanguardistas, a cursos y talleres sobre áreas como medio ambiente o solidaridad.”
Su función en el panorama cultural de Madrid es innegable , en La Casa Encendida se legitiman a artista emergentes y es un lugar reunión cultural y reflexión crítica mediante sus cursos, talleres, proyecciones o eventos.
Visto así debería ser un lugar estupendo para poder disfrutar de una exposición una manera  más libre que en el Prado o en el Reina .Hoy 19 de Diciembre he sido la única persona que estaba visitando las exposición a las 16h y nunca me he sentido más incómoda gracias a la constante presencia de los vigilantes a 3 pasos de la única visitante en todas las salas.
Si para un adulto de un nivel cultura “aceptable”, el encorsetado protocolo de observar arte en La Casa Encendida se convierte en algo tedioso como vamos a pensar que pueda ser entretenido para una grupo de alumnos de secundaria.
El trabajo de la artista francesa es interesante para alumnos de secundaria no solo porqué nos permite hablar de su expresión plástica, sino por usar su obra como hilo conductor para hablar de mujeres en el arte, feminismo y relaciones familiares tan presentes en la obra de esta longeva artista.
La exposición es interesante para versados o no en la artista, ya que presenta obras de sus últimos años que siguen centradas en los ejes constantes de su obra. Quizás a los alumnos podría llamarles más la atención la escenografía lúgubre e intimista, los muñecos de trapo y el uso del rojo-sangre que el significado de las obras. El recorrido de la visita con un grupo de adolescentes puede convertirse en algo caótico, ya que la distribución de las 4 salas en 2 plantas con diferentes accesos haría que el interés en la actividad fuera difícil de mantener con tanto salir y entrar.
Claramente La Casa Encendida no ha pensado en desarrollar un programa educativo para exposiciones ni en plantearse como atraer un publico escolar a ver sus exposiciones, no es el objetivo buscado.
Es un lugar donde por los pasillos puedes ver chavales, niños…pero dentro de las exposiciones se les presupone que deben comportarse como en cualquier otro lugar cultural y serio. “…utilizar un tono de voz bajo para contribuir al clima de tranquilidad y reflexión que requiere el disfrute de las obras de arte.” Recomendaciones en la web para la visita en el Museo del Prado que ocultamente son las misma que se piden en un lugar tan “vanguardista” como la Casa  Encendida.
El centro tiene una política Educativa para sus cursos  y talleres, muchos de ellos impartidos a adolescentes y niños donde se usan metodologías creativas no formales para hacer la  enseñanza más atractiva, pero en sus talleres y cursos prácticamente no aparecen  cursos de enseñanzas que profundicen en disciplinas artísticas, sino  que se centran en las material que el currículum educativo considera esenciales para la formación hacia un prometedor mundo laboral de los alumnos:  idiomas, la lengua e informática. “Desde el Área de Educación, se ofrece formación académica y profesional en materias decisivas para el acceso al empleo tales como la enseñanza de idiomas o la informática. Al mismo tiempo, se programa una línea de cursos, talleres y actividades diversas relacionados con el apoyo al educador, haciendo especial énfasis en la educación no reglada. Otro sector muy presente para el área, son los niños y jóvenes, para los cuales se organizan actividades como los campamentos urbanos o talleres de animación a la lectura.
Si fuera profesora animaría a que mis alumnos conociesen el centro y realizasen las actividades que promueve en La Casa Encendida los fines de semana, pero no los llevaría en grupo a ver una exposición, queda muy presente que los escolares no tiene sus hueco en el “espacio abierto de las exposiciones” de La Casa Encendida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario